Productos corporativos de jubilación

Como dijo Warren Buffet “No ahorres lo que te queda después de gastar. Gasta lo que te queda después de ahorrar”.

Tanto si acabas de empezar a trabajar como si hace tiempo que ejerces tu actividad profesional, es necesario que tengas muy presente la importancia de ahorrar para tu jubilación. Un plan de pensiones te permite contar con un ahorro adicional y privado con el que mantener tu nivel de vida cuando llegue el momento de la jubilación.

Sea cual sea tu edad, es el momento de planificar tu futuro. APSE, a través de hna Correduría, te ofrece una gama de Planes de Pensiones y PPA adaptada a tus necesidades, con opciones diferentes según tu perfil como ahorrador.

 

Planes de Pensiones

Definición:

Un plan de pensiones es un instrumento de ahorro a largo plazo cuyo objetivo principal es complementar la pensión de jubilación. Es un sistema voluntario de previsión cuya finalidad es proporcionar a los partícipes unas prestaciones en forma de capital o renta en el momento de su jubilación, invalidez o fallecimiento.

También existen supuestos excepcionales de liquidez y de disposición anticipada: Enfermedad grave, Desempleo de larga duración, Disposición anticipada de derechos consolidados correspondientes a aportaciones realizadas con al menos 10 años de antigüedad y Procedimiento de ejecución de la vivienda habitual.

Los planes de pensiones pueden ser individuales, asociados (cuando lo promueve una asociación o colegio profesional, a las que los partícipes deben pertenecer) o de empleo (los promueven las empresas para sus trabajadores).

Fiscalidad de las aportaciones:

Las aportaciones realizadas a los Planes de Pensiones reducen la base imponible del IRPF con el siguiente límite: el menor de 8.000 € o el 30% de los rendimientos netos del trabajo y actividades económicas.

Fiscalidad de las prestaciones y de los supuestos excepcionales de liquidez y de disposición anticipada:

Las prestaciones recibidas de los Planes de Pensiones tributan como rendimientos del trabajo sujetos a retención a cuenta.

Estos productos están pensados para personas con edad a partir de los 40 años y con ingresos superiores a 20.000€ al año. Por debajo de esta cantidad no habrá ahorro fiscal en el IRPF, así que el plan de pensiones perderá esta ventaja.

La rentabilidad obtenida en un Plan de Pensiones dependerá de donde se inviertan los activos (mercado monetario, renta variable, renta fija) y del horizonte temporal de la inversión. El tipo de activos elegidos, y su distribución dentro del patrimonio del Plan determinará el riesgo del producto.

En hna Correduría trabajamos con las mejores compañías aseguradoras por lo que podemos ofrecer a los clientes de APSE el Plan de Pensiones que mejor se adapte a sus necesidades.

 

Planes de previsión asegurados (PPA)

A diferencia de los Planes de Pensiones y de empleo los Planes de previsión asegurados son contratos de seguro que garantizan, además del capital invertido, una rentabilidad mínima -por ley-, gracias a técnicas actuariales.

Los Planes de previsión asegurados está pensados para aquellos inversores de perfil conservador que quieren obtener rendimiento de sus ahorros pero con la tranquilidad de tener asegurado su capital y una rentabilidad mínima garantizada.

Fiscalidad de las aportaciones:

Las aportaciones realizadas a los Planes de previsión asegurados reducen la base imponible del IRPF con el siguiente límite: el menor de 8.000 € o el 30% de los rendimientos netos del trabajo y actividades económicas.

Fiscalidad de las prestaciones:

Tributan como rendimientos del trabajo sujetos a retención a cuenta.

En hna Correduría trabajamos con las mejores compañías aseguradoras por lo que podemos ofrecer a los clientes de APSE los Planes de previsión asegurados que mejor se adapte a sus necesidades.

 

Planes de Empleo

Definición:

Como los Planes de Pensiones, los Planes de Empleo son vehículos de inversión específicamente diseñados para el objetivo de la jubilación, en virtud de los cuales se efectúan aportaciones que se van acumulando y quedan permanentemente invertidas en activos financieros con la finalidad de ir constituyendo un ahorro (derechos consolidados) para el cobro de prestaciones cuando se produzcan las contingencias previstas (Jubilación, Fallecimiento, Incapacidad laboral o Dependencia).

Se trata son sistemas de previsión social complementarios de la prestación de la Seguridad Social, promovidos por una empresa en beneficio de sus empleados.

Están especialmente indicados para Pymes y son un beneficio laboral muy valorado por los empleados.

Fiscalidad de las aportaciones:

  • Para la empresa. Las contribuciones por la empresa son un gasto deducible en el impuesto de sociedades.
  • Para los partícipes. Las contribuciones recibidas del promotor tienen un efecto neutro en la base imponible del IRPF. Las aportaciones realizadas por el partícipe reducen la base imponible con el siguiente límite: el menor de 8.000 € (límite máximo de aportación conjunto de contribuciones empresariales más aportaciones del partícipe) o el 30% de los rendimientos netos del trabajo y actividades económicas.

Fiscalidad de las prestaciones y de los supuestos excepcionales de liquidez y de disposición anticipada: tributan como rendimientos del trabajo sujetos a retención a cuenta.

En hna Correduría trabajamos con las mejores compañías aseguradoras por lo que podemos ofrecer a los clientes de APSE el Plan de Empleo que mejor se adapte a sus necesidades.

 

Solicite más información rellenando el siguiente formulario:

Nombre y Apellidos: (requerido)

Teléfono: (requerido)

Hora de llamada: (requerido)

He leído y acepto la Política de privacidad